Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Callejero’

Aunque con unos meses de retraso, no puedo dejar pasar 2017 sin dedicar una entrada al topónimo Mamariga cuya primera referencia escrita, por el momento, está fechada el 7 de mayo de 1492, hace 525 años. Tengo que agradecer a Carlos Glaría que nos lo haya recordado durante la conferencia Mamariga, atalaya de Santurtzi celebrada el pasado miércoles 13 de diciembre.

El documento está transcrito y publicado en el volumen titulado Colección documental del Archivo Municipal de Portugalete que forma parte de la colección Fuentes documentales medievales del País Vasco. Está incluido en la Biblioteca Digital Portugaluja.

Forma parte de un expediente de 1501 que trata de un pleito entablado entre la villa de Portugalete y los Tres Concejos del Valle de Somorrostro (Santurce, Sestao y San Salvador del Valle) relativo a diferentes licencias otorgadas por la villa a los vecinos de esos concejos. Mamariga se menciona en el verso del folio sexto.

Del topónimo Mamariga y de su importancia y presencia en los mapas y cartas náuticas de los siglos XVII y XVIII ya había hablado en el blog:

Respecto al origen etimológico del término Mamariga, Carlos Glaría publicó en 2001 un excelente libro titulado Santurtzi, entidad histórica, lengua y toponimia en el que explica el origen y la evolución de los topónimos santurtziarras, muchos de ellos olvidados. Solo unos pocos están presentes en el callejero municipal. A la consulta de esta publicación os remito para conocer más sobre este interesante tema.

Anuncios

Read Full Post »

El 8 de septiembre de 1972 tenían lugar en Santurtzi dos inauguraciones: la de la remodelada plaza de la Virgen del Mar en Mamariga y la de un nuevo equipamiento escolar. En esta entrada voy a centrarme en la segunda de esas inauguraciones.

A las antiguas escuelas ya les he dedicado dos entradas: una breve, la reseña del artículo publicado en ensanturtzi.com, y otra más extensa en la que el protagonista es Fermín Repáraz, maestro que desarrolló en ellas su labor docente durante 25 años. Las escuelas antiguas fueron construidas, según planos de Francisco de Berriozabal, en 1878 y con el paso del tiempo se habían quedado pequeñas y obsoletas. Así pues, a finales de los años 60 se hizo evidente la necesidad de edificar un nuevo equipamiento docente acorde con las nuevas necesidades y la recién aprobada Ley General de Educación de 1970 que estableció la Educación General Básica (E.G.B.).

En abril de 1970 se reformaba la estructura y organización escolar en nuestro municipio y concretamente se procede a ampliar la escuela graduada mixta en régimen de agrupación escolar denominada Fermín Repáraz. Contará a partir de entonces con trece unidades escolares y dirección sin curso (siete unidades escolares de niños, cinco de niñas y una unidad de párvulos). A tal efecto se integran en ella una unidad escolar de niños y cuatro de niñas que dependían del entonces denominado Colegio Nacional mixto Daniel Pereda. Con estas integraciones la agrupación escolar Fermín Repáraz tenía sus aulas repartidas en cuatro diferentes ubicaciones, tal como detalla la publicación Escuela Española según el callejero de la época:

Para hacer frente a todos estos cambios se construyó el edificio que ha llegado hasta la actualidad. El Ayuntamiento solicitó la correspondiente subvención al entonces Ministerio de Educación y Ciencia para afrontar una inversión cercana a los 6 millones de pesetas de la época. La nueva construcción albergaría ocho aulas con capacidad para 320 plazas, ¡40 alumnos por aula!

Se trata de una obra proyectada por tres destacados arquitectos: Juan Daniel Fullaondo Errazu (Bilbao, 1936 – Madrid, 1994),  Álvaro Libano Pérez-Ullibarri (Bilbao, 1921 – Donostia, 2010) y Fernando Olabarria Delclaux (Bilbao, 1939). Entre 1969 y 1972 Fullaondo, en colaboración con Olabarría y Líbano, construyó ocho grupos escolares en diferentes municipios vizcaínos (Bilbao, Durango, Markina, Santurtzi y Zaratamo) en los que se aprecia un carácter neorracionalista. Fullaondo consideraba que en los centros escolares, donde la cultura era protagonista, era conveniente insertar un factor cultural arquitectónico. A la vez, la economía y funcionalidad que requerían los edificios escolares eran adecuadas a la metodología racionalista. Del edificio destaca su expresionista volumen con la escalera como elemento protagonista y articulador.

La inicial Agrupación Escolar Mixta Fermín Reparaz sería la base del futuro colegio nacional del mismo nombre. En julio de 1972 el centro recibe el permiso para impartir E.G.B.; en septiembre de 1979 para impartir educación preescolar y en noviembre de 1987 para impartir educación especial. Los tiempos siguen cambiando y por Decreto 319/1997 de 30 de diciembre (B.O.P.V. de 20 de enero de 1998) se suprime el centro para entonces ya denominado Colegio de Educación Infantil y Primaria Fermín Repáraz. La documentación producida por el centro se trasladó al Archivo General de la Administración Pública de Euskadi en dos transferencias, la primera en 1997 y la segunda en 2002. Y, 20 años después, su rastro ha desaparecido de Santurtzi. No he encontrado apenas imágenes de los primeros años y muy poca información.

Con la clausura del colegio en 1997 se aprovechan sus instalaciones para reubicar el Euskaltegi Municipal en 2001, aulas de Educación Permanente de Adultos y, finalmente, la Escuela Oficial de Idiomas en 2009. También se aprovecha la planta baja para crear la sala Kresala.

Por todo esto se realizan diferentes modificaciones en el edificio, tanto en el exterior como en el interior (cambian los accesos, se cierran miradores, se añade la última planta, se instala el ascensor en el hueco de las escaleras, etc.).

En resumen, hoy conmemoramos el 45 aniversario de la inauguración del edificio y el 20 aniversario de la desaparición, para mí un tanto inexplicable, de un colegio público en nuestro municipio.

Read Full Post »

A comienzos de año dediqué una entrada al 50 aniversario de la explosión del butano. En ella mencionaba que, para socorrer a los damnificados que se quedaron sin vivienda, el Ministerio competente construyó, en donde actualmente se ubica el parque de Mirabueno, una barriada de unos 200 barracones prefabricados que recibió el nombre de El Burgo. Hoy se cumplen 50 años de la entrega de las primeras viviendas y aprovecho para rescatar su historia.

La primera alusión a esta barriada aparece apenas unos días después del accidente. En el diario El Correo se publicaba el 20 de enero una reseña titulada “Santurce: se estudia la posible construcción de un Burgo como el habilitado en Santiago de Compostela prefabricado”. Unos días después, el 29 de enero, el diario ABC publicaba una noticia en la que se volvía a mencionar esa posibilidad.

El primero se refería expresamente al Burgo de las Naciones, una instalación hostelera provisional que se creó en Santiago de Compostela para acoger a los peregrinos en el Año Santo de 1965. El arquitecto Julio Cano Lasso fue el encargado de materializar un complejo compuesto por 47 pabellones prefabricados con característicos tejados de uralita que tenían que durar lo justo, pero que se convirtieron en un ejemplo de arquitectura efímera que, bien administrada, puede tener largo recorrido (los últimos pabellones sobrevivieron como alojamiento para estudiantes hasta bien entrados los años 90).

En Santurtzi para paliar la falta de viviendas, y dado el carácter de urgencia, se empleó un procedimiento similar. Se trataba de sistemas de prefabricación integral de la firma Uniseco y Secolin. El proyecto fue dirigido por José María Martínez Diego, Ramón Fradua y José Luis Ortega. Y no solo se emplearon técnicas similares a las de Santiago de Compostela sino que además se heredó el nombre, Burgo, que no tenía ningún antecedente en nuestro municipio.

De las características de las viviendas podemos encontrar referencias en el artículo publicado el 24 de febrero en La Vanguardia.

Dos fotografías de las obras de explanación del solar y cimentación de las viviendas prefabricadas.

El 21 de junio el diario ABC anuncia la inminente inauguración de la barriada y se menciona, por primera vez, la colocación de un monumento en honor a los bomberos que participaron en la extinción del incendio del butano.

El 1 de julio La Vanguardia daba cuenta de la inauguración de la barriada y proporcionaba información sobre las características de las viviendas y el coste total del proyecto: unos 50 millones de pesetas.

El jueves 10 de agosto se entregaban las últimas viviendas y se inauguró, al parecer, un monolito conmemorativo del que no he encontrado más referencias ni tampoco una imagen detallada.

Finalmente, el 28 de noviembre de 1967, ABC publicaba una noticia relacionada, en la que se daba cuenta del total recaudado en suscripción publica para los damnificados por la explosión del butano.

Tras la paulatina construcción de diversos grupos de viviendas (San Juan de Dios, etc.) a finales de los años 70 y comienzos de los 80, la barriada de El Burgo desapareció. En la noticia publicada en El Correo el día 13 de abril de 1984 (facilitada por Iñaki Cítores) se pronosticaba el final de El Burgo para 1986.

Ese año 1986 fue bastante conflictivo según se desprende de la lectura de estas dos noticias publicadas el 13 de junio y el 28 de septiembre, respectivamente.

Una de las últimas referencias que he encontrado ha sido el anuncio publicado en el B.O.P.V. el 20 de octubre de 1987.

Sin embargo, las obras no concluyeron totalmente hasta 1990.

En términos generales, su provisionalidad duró 23 años (1967-1990), casi tanto como su homónimo de Santiago de Compostela.

Read Full Post »

La lucha de los estibadores portuarios en defensa de sus derechos laborales está a la orden del día y coincide, casualmente, con el sesenta aniversario de la inauguración de un grupo de viviendas ubicado en Las Viñas que es conocido precisamente como las casas de los portuarios.

Su construcción se enmarca en el proceso de urbanización acelerada de nuestro municipio, y de la margen izquierda en general, en los años 50 y 60 del pasado siglo para dotar de vivienda a una población en rápido crecimiento. Son muchas y variadas las soluciones urbanísticas que se ponen en marcha en Santurtzi en esa época (barrio San Juan, grupo Pescadores, grupo Aurora Vildósola, grupo Nafarroa, etc.) y este es otro más, con la particularidad de que se ubica en el centro de Santurtzi, en el ensanche que se planeó en los años 30 y que dio lugar al barrio de Las Viñas.

La historia de este grupo de viviendas comienza el 9 de noviembre de 1953 cuando se publicaba en el B.O.E. el anuncio de la subasta-concurso para la edificación de 56 viviendas protegidas y 5 lonjas en Santurtzi con un valor estimado en algo más de tres millones de pesetas de la época.

El proyecto de la edificación fue redactado por el arquitecto de la Obra Sindical del Hogar Luis Lorenzo Blanc (¿?, 1912 – Ronda, 1991), corresponsable de las viviendas del bilbaíno barrio de San Ignacio y de otros muchos edificios de viviendas o para usos industriales o terciarios en nuestro entorno (Barakaldo, Basauri, Erandio, Getxo, etc.).

La obra de Luis Lorenzo es un ejemplo de la corriente racional que se desarrolla al amparo de la Ley de Viviendas Protegidas de 1939: viviendas de pequeña superficie, pero probada eficacia, segura higiene y rigor funcional. Al menos, eso pensaban en su época.

Dos años después, el 7 de diciembre de 1955 se publicaba en el B.O.E. el anuncio de la expropiación forzosa del terreno en donde se construirían las viviendas en el que ya se especifica que irían destinadas a los obreros portuarios. La finca afectada se describe, retrotrayéndose a unas décadas antes, de la siguiente manera:

Tras aproximadamente un año de obras, las viviendas promovidas por los Servicios Portuarios del Ministerio de Trabajo en Bizkaia se inauguraron el 18 de junio de 1957, hace justo 60 años. El entonces ministro de Trabajo, el navarro Fermín Sanz Orrio, tuvo un día muy ajetreado. Comenzó inaugurando viviendas en Somorrostro, después en San Fuentes, luego en Sestao y, finalmente en Santurtzi, a donde llegó a las cinco de la tarde, precedido del obispo de la diócesis de Bilbao, el también navarro Pablo Gurpide.

Tras los consabidos discursos de rigor, el acto culminó con el descubrimiento de una placa en los porches soportales que homenajeaba a Francisco Ruiz Jarabo, antiguo subsecretario de Trabajo, quien al parecer impulsó la construcción de estas viviendas. La placa aún existe aunque está convenientemente anulada con pintura.

No parece que la denominación franquista oficial, grupo Francisco Ruiz Jarabo, tuviese mucha repercusión. Al contrario, el nombre popular, las casas de los portuarios, ha prevalecido hasta la actualidad aunque este apelativo se está perdiendo. Por otra parte, desde 1958 la calle se denomina Ramón y Cajal.

El grupo de viviendas, de cuatro alturas y sobrias fachadas con balcones en el eje de simetría, se organiza en torno a dos patios interiores gemelos a los que se accede desde el exterior por sendas arcadas porticadas (una de ellas modificada en la actualidad).

 

Read Full Post »

ermita-de-san-bernabe-2-copia

Hoy, domingo 8 de enero, el Ayuntamiento de Ortuella celebra por primera vez una jornada de puertas abiertas en la ermita de san Bernabé Apóstol de Urioste para recordar que en torno a ese lugar se juntaban el día 1 de enero los representantes de los tres pueblos que formaban la entidad denominada Tres Concejos del Valle de Somorrostro.

7 concejos

Urioste es un histórico barrio de Ortuella que se encuentra a los pies de los Montes de Triano, a mitad de camino entre Portugalete (su etimología nos remite a su ubicación, detrás de la villa), Sestao, Santurtzi y Trapagaran, lugar idóneo para reunir a los representantes de cada una de las tres jurisdicciones que constituían los Tres Concejos del Valle de Somorrostro. Y como solía ser habitual, las reuniones de las Juntas de los Tres Concejos se celebraban en una campa junto a una ermita, a la sombra de una centenaria encina, árbol simbólico como lo era el pino del Casal (árbol bajo el que se reunían los Siete Concejos del Valle de Somorrostro desde tiempo inmemorial) o lo es, a mayor escala, el roble de Gernika.

junta-de-concejo

La ermita de san Bernabé Apóstol tiene, por lo menos, tres siglos largos de existencia. La primera referencia que se conserva, en los libros de la parroquia de San Jorge de Santurtzi, a cuya jurisdicción pertenecía, data de 1680 cuando se la cita en una visita pastoral canónica, de las que se hacían periódicamente. En 1769 aparece con el nombre de san Bartolomé, un error de transcripción. Por aquel entonces, finales del siglo XVIII, la antigua ermita fue totalmente reconstruida.

interior-de-san-bernabe

Cada primero de enero los representantes de San Jorge de Santurce (que comprendía los actuales Ortuella y Santurtzi), Santa María de Sestao y San Salvador del Valle (Trapagaran) se reunían de forma ordinaria para la elección del regimiento, de los representantes comunes a los tres pueblos que participarían en las asambleas de la Junta de Avellaneda de las Encartaciones, a la que los Tres Concejos pertenecían.

Este órgano de gobierno estaba formado por el alcalde y otros cargos (síndico, regidor, fiel). Sin formar parte del mismo, participaba un escribano que levantaba acta de sus acuerdos, reflejados en el correspondiente libro de actas. En estas reuniones bajo la encina de Urioste podían participar todos los vecinos que lo deseasen aunque, en la práctica, solo participaba una parte. Trataban, además, temas relativos a contribuciones, ordenanzas, arreglo de caminos vecinales, aprovechamiento de pastos y montes, etc. También se reunían de forma extraordinaria en domingo o festivo cada vez que fuera necesario tratar asuntos urgentes que concerniesen a los Tres Concejos.

En la ermita una serie de paneles informativos explican con claridad y detalle la organización y el sistema electivo de los Tres Concejos. Son los siguientes:

elecciones tres concejos

?

60-sistema-electivo

61

62

63

64

65

66

Este sistema de organización y administración desapareció el 1 de enero de 1847 como consecuencia de la aplicación de la Ley municipal de 1845. Aun así, la “junta” de los Tres Concejos se siguió celebrando, si bien con características diferentes, para tratar temas comunes a los tres municipios, fundamentalmente los derivados de la gestión de los Altos Montes de Triano, un espacio proindiviso,  es decir, sin dividir entre los municipios propietarios o con determinados derechos sobre su explotación forestal y minera. Cuando a finales del siglo XIX, se adjudicó a cada municipio su parte de los montes, las reuniones dejaron de tener sentido y desaparecieron.

La ermita de san Bernabé Apóstol y la encina permanecen como testigos de esa historia común que ahora se pretende recuperar y difundir. Hasta ahora, se abría al público un solo día al año, el 11 de junio, fiesta del patrón. A partir de ahora, gracias a un acuerdo entre el Ayuntamiento de Ortuella y el Obispado de Bilbao, se abrirá también el primer domingo de enero para conmemorar la celebración de aquellas históricas asambleas de los Tres Concejos del Valle de Somorrostro. Y no se descarta la posibilidad de realizar nuevas jornadas de puertas abiertas en otras fechas, en caso de que haya personas interesadas en conocer la historia de sus respectivos municipios.

ermita-de-san-bernabe-3

Por cierto, en Urioste se ubica el caserío en el que nació en 1838 José Cosme Aretxabaleta Balparda, eminente farmacéutico, botánico y zoólogo en Uruguay, una de mis propuestas para la renovación del callejero municipal santurtziarra, presente en los callejeros de Montevideo y de Bilbao. Más información en esta entrada del fantástico blog Somorrostro de Goio Bañales.

caserio-de-urioste

Read Full Post »

Octavo artículo de la serie, publicado en el número 110 de ensanturtzi.com en la sección Santurtzi Ezagutu: pequeños fragmentos de la historia de Santurtzicorrespondiente al mes de octubre. santurtzi-ezagutu-8

Read Full Post »

Nomenclátor de Santurtzi

El domingo 13 de marzo, 1.074 vecinos de Santurtzi, mayores de edad, que ejercieron su derecho al voto en una consulta popular organizada al efecto, decidieron qué nombres, entre los propuestos con anterioridad, deberían sustituir a los que, según el artículo 15 de la Ley de Memoria Histórica, debían eliminarse del nomenclátor municipal. El resultado fue el siguiente:

  • Para la calle Capitán Mendizábal: Itsasalde recibió 463 votos; Bolintxes, 368 votos y Rompeolas, 212 votos.
  • Para la calle Daniel Pereda: integrarla en el grupo Bizkaia recibió 517 votos; Araba, 292 votos y Torquillas, 138 votos.
  • Para la calle Ildefonso Arrola: integrarla en la calle Juan XXIII recibió 392 votos; Abra, 327 votos y Kantauri Itsasoa, 246 votos.
  • Para la calle Leonor Amezaga: Aldapa recibió 474 votos; Bertsolaritza, 256 votos y Bellamar, 240 votos.
  • Para la calle Maestro Calles: Vapor Habana recibió 373 votos; Askatasuna, 361 votos y Andereño- Maisuak, 260 votos.
  • Para el grupo Víctor Sáez: Ocho de marzo recibió 444 votos; Tres Concejos, 299 votos y Antiguo Cementerio, 221 votos.
  • Para el grupo José María Larrea: Serantes recibió 432 votos; Lagun Zaharrak, 368 votos y Frontón, 181 votos.

En consecuencia, el 31 de marzo el Pleno del Ayuntamiento aprobó por unanimidad el resultado de la consulta y procedió a encargar la fabricación de las nuevas placas con los nuevos nombres. En total, se han sustituido durante las dos primeras semanas de octubre 24 placas, la mayoría correspondientes a las calles y grupos de viviendas con nueva denominación. De paso, también se ha aprovechado para renovar diversas placas sin relación con el asunto que estaban deterioradas y alguna que faltaba desde hace años. Las siguientes imágenes son prueba de ello:

  • Aldapa (calle # kalea)

calle-aldapa

  • Habana ontzia – Vapor Habana (calle # kalea)

Habana

  • Itsasalde (calle # kalea)

Itsasalde

  • Martxoaren Zortzia – Ocho de marzo (grupo # auzunea)

grupo-ocho-de-marzo

  • Serantes (grupo # auzunea)

grupo-serantes

Desde el 30 de junio de 2018 el grupo de viviendas está también indicado por medio de un mural realizado por Jon Mao Luengo que imita el diseño de los antiguos rótulos cerámicos  que la Diputación de Bizkaia instaló en la segunda década del siglo XX para indicar los distintos barrios y términos municipales del Señorío.

subida Bañales general (azulejo)

Sin embargo, algo me llama la atención. Y como una imagen (tomada hoy, 11 de octubre de 2016, a las 09:30) vale más que mil palabras…

placa-nueva-y-vieja

clipboard01

Entre las placas que faltaban estaba la de la plaza Juan José Mendizabal, esa plaza que popularmente recibe un nombre que no le corresponde…

placa-juan-jose-mendizabal

Y otra del barrio San Juan que con la demolición de la parte baja, el denominado San Juan del Rompeolas, se había perdido.

calle San Juan del Rompeolas

?

Read Full Post »

Older Posts »

A %d blogueros les gusta esto: